El Flujo del Dinero


En este artículo voy a tratar múltiples ideas sin una referencia previa, por lo que se requiere validar con otros antecedentes y leer con mucho sentido crítico. Es sólo un intento de adoptar un entendimiento holísta de la economía.

  1. El código como una magnitud física extensiva que depende de la energía, materia, espacio y tiempo.
  2. En un sistema económico el dinero es un trazador, para medir el flujo de código, con esto poder gestionar la riqueza real asociada a ese flujo.

Código una magnitud física y riqueza real

Lo que fluye en la economía real es la Energía, Tiempo, Espacio, Materia y Código. Estos son los suministros para desarrollar satisfactores de las necesidades humanas fundamentales, el dinero sólo registra el flujo y permite la gestión de la riqueza real.

Flujo economía real

El dinero como un trazador del flujo de riqueza real

Flujo economía real

Un trazador es algo que se agrega a un flujo, para hacer visible elementos que son difíciles de medir, tratando de perturbar lo menos posible aquello que se mide.

Jerarquías en el flujo del dinero y la riqueza real

En las siguientes figuras se puede observar los flujos dentro de un país, en el mundo real estos flujos son concurrentes, lo que hace muy difícil diferenciarlos.

Flujo economía real

Flujo economía real

Flujo economía real

Flujo del dinero y la riqueza real entre países

En este caso el profesor César Hidalgo desarrolló una plataforma que muestra los flujos espaciales (horizontal) de los productos generados por los países, a diferencia del flujo antes analizado que corresponde al flujo entre las jerarquías sociales (vertical).

Este flujo es registrado en lo que los economistas llaman Balanza comercial.

Flujo economía real

Comentarios y conclusiones

En el libre mercado el poder radica en las personas, el dinero fluye a través de ellas y les da poder para retroalimentar al sistema, la concentración de poder económico no es una falla del sistema, es una condición de diseño, así como también el poder “latente” en las personas de aprovechar la colaboración y la transparencia para reasignar poder a agentes alternativos de cambio, no es necesario “luchar contra las élites” políticas y económicas cuando se degradan y corrompen.

La inercia económica nos mueve a seguir ganando, gastando e invirtiendo en aquellos agentes económicos existentes a pesar de su evidente degradación. Sólo cuando la situación se hace insostenible estamos dispuestos a cambiar.

El dinero es como un trazador se aplica al código (flujo de datos, información y conocimiento). Por eso el dinero siempre está asociado a la contabilidad (hacer balances de cuanto entra, cuanto sale y cuanto queda).

El dinero es un trazador sintético:

  • Concentración arbitraria
  • Origen arbitrario
  • Naturaleza ficticia

Por ejemplo el peso es trazador natural, permite registrar el flujo de la materia o el ECOSON que mide el consumo de energía.

Demuestra la importancia de registrar el flujo de riqueza, como por ejemplo el registro de los balances de agua que se hace en Australia.

Otro trazador importante en nuestra sociedad, es el registro de propiedad. Normalmente cuando hablamos de cifras crecimiento económico sólo se habla de flujo de dinero, pero la información de propiedad es más difícil de encontrar de forma agregada.

Problema de utilizar el dinero como único trazador, sesgo pues se emite puntualmente desde los Bancos Centrales hacia abajo, la distribución parte de un punto y nivel jerárquico, no múltiples puntos ni niveles.

Utilizar el dinero como único trazador, marcamos otra información que sería deseable contabilizar de manera separada, por ejemplo “la confianza”. En un sistema capitalista, traspasar dinero implica depositar confianza en algo o alguien, pero no necesariamente existen mecanismos para “retirar la confianza” en quienes no cumple con el rol comprometido.

Se puede observar que las dos principales fuentes de dinero adicional que ingresan al flujo de dinero interno de un país son, la inversión extranjera y las exportaciones.

Si se observa el flujo interno que concentra capital en las empresas, inversionistas y consumidores, tienen el mismo sentido del flujo. Los principales “inversores” de las empresas (gobiernos) son los consumidores (ciudadanos), las principal diferencia es que en el primer caso la transacción es voluntaria (segundo caso obligatoria).

El movimiento de OpenGoverment y la transparencia activa, distribuye de manera efectiva “riqueza” en los ciudadanos, pues les entrega datos, información y conocimiento, para tomar mejores decisiones. Por eso también la importancia de desarrollar mejores estándares abiertos, para registrar estos flujos.

Utilizar el dinero como único trazador, debido a que hoy se asocia Libre Mercado con la competencia, distorsiona la gestión de actividades económicas que se gestionan mejor a través de la cooperación.

Cuando se observa el flujo del dinero entre países, se puede observar como los países exportadores netos reciben más dinero, pero muchas veces desatienden el impulso de crear riqueza o reinvertir riqueza para uso interno. Se da la paradoja que se especializan en producir riqueza que no les genera bienestar interno.

Si se entiende el flujo de dinero entre países, es posible ver por qué USA en los últimos años a tendido a suplir su déficit en el Balance Comercial, con la producción interna de petróleo. Eso también se ha reflejado en el fortalecimiento relativo de su moneda, a pesar de su alto nivel de deuda.

En general las personas asocian la riqueza con el dinero y no hace la distinción, por ejemplo son incapaces de ver que la riqueza real está en el tiempo y la capacidad física y cognitiva que aportan a la sociedad. La “lucha contra la desigualdad monetaria” es superflua y tendenciosa.

Más adelante voy a escribir un artículo, donde se explican alternativas, para crear marcadores alternativos para la confianza política y económica, además como democratizar las inversiones y redistribuir riqueza, sin tener que depender de los impuestos o el financiamiento exclusivo de la banca.

Concentración económica, controversias y pensamiento crítico


En mi experiencia cuando se participa en un mercado (red de interacciones de personas),  donde hay alta concentración económica se debe ser mucho más crítico, riguroso y desconfiado, que cuando se trata de una actividad naturalmente regulada por red de pares.

Por ejemplo en el caso de la “Polémica de timerosal en las vacunas“, en este caso en el mercado donde participa la industria farmacéutica, la comunidad científica y la salud pública, existe una concentración extrema de recursos por parte de la industria y los gobiernos, que genera situaciones donde algún tipo de incentivo perverso, puede llegar a manipular el justo desarrollo científico, lo que implica una merma al bienestar social asociado a las necesidades de entendimiento, subsistencia y libertad.

Yo como persona sin conocimientos específicos en el tema soy incapaz en determinar cuales publicaciones son “honestas”, “manipuladas”, “sesgadas”, “rigurosas”, etc. ¿Que puede hacer una personas en estos casos?

1) Debatir, analizar y compartir información, datos, etc. desde fuentes lo más directas posibles, pues en general los intermediarios son los principales concentradores y por ende quienes son mayormente proclives a generar distorsiones en función de sus incentivos.

2) Desarrollar el pensamiento crítico sobre el tema, implica “… ser una persona inquisitiva; bien informada; que confía en la razón; de mente abierta; flexible; justa cuando se trata de evaluar; honesta cuando confronta sus sesgos personales; prudente al emitir juicios; dispuesta a reconsiderar y si es necesario a retractarse; clara con respecto a los problemas o las situaciones que requieren la emisión de un juicio; ordenada cuando se enfrenta a situaciones complejas; diligente en la búsqueda de información relevante; razonable en la selección de criterios; enfocado en preguntar, indagar, investigar; persistente en la búsqueda de resultados tan precisos como las circunstancias y el problema o la situación lo permitan…”

3) En caso que exista alto grado de incertidumbre y controversia, tomar aquellas decisiones en base a aquello que entendemos y estar abiertos a la posibilidad de cambiar de opinión si descubrimos evidencias que ameritan hacerlo.

4) Estar atentos y registrar quienes son los involucrados, como evoluciona su influencia y recursos, cuando se toman distinto tipo de decisiones. El clásico “seguir el dinero” es una buena forma de detectar a quienes tienen mayores incentivos para defraudar al mercado.

5) Promover la desconcentración de recursos y poder, en aquellos mercados donde se desarrollan bienes comunes y públicos, de manera de crear modelos de gestión en red, donde no existan agentes concentradores capaces de generar distorsiones y el resto de los agentes no sean capaces de castigar y desincentivar este tipo de acciones.

Tratemos de aplicar las acciones antes planteadas al caso de las vacunas:

1) Generar un listado de al menos las 100 últimas publicaciones “thiomerosal toxicity” (Publimed) y (Google Scholar), como primera aproximación habría que exportarlas y analizar numero de citas, anotar resultados como toxicidad posible o no, tipo de estudio, en que dosis, ver si los autores fueron desacreditados, ver quien financió estudio, presupuesto, etc. Como para tener una idea con base de datos en mano. Ni me imagino la cantidad de tiempo y energía que sería necesaria aplicar en esta tarea, claramente sería necesario un esfuerzo colaborativo, para poder llevar a cabo esta tarea.

2) Analizar la información y datos recopilados en el paso 1) considerando además la evaluación costo beneficio, con respecto a la utilización del thiomerosal, las alternativas y como afecta la política de vacunación.

3) Como en muchas enfermedades de origen complejo, el autismo, el cáncer, las alergias, etc. mientras no se desarrolle tecnología que sea capaz de detectar de forma certera la causas, debemos estar atentos a aquellos elementos que podrían influenciar una modificación en nuestro Noncoding DNA, sistema inmunológico, sistema nervioso, etc. que dada la tecnología actual no somos capaces de determinar una relación causa efecto, a diferencia por ejemplo con lo que ocurre con enfermedades genéticas de mutaciones DNA que codifica proteínas o estructuras grandes como cromosomas.

4) Ver que empresas, instituciones y científicos son las que financiaron y participaron en estudios donde existió manipulación de datos o es cuestionable las metodología y las conclusiones, quizás en Chile bastaría ver quienes estuvieron involucrados en el senado y ver la historia de la ley. Por ejemplo en el caso del Tamiflu es interesante ver los peaks alcistas en las acciones de ROCHE, después que se alarmaba a la población con los temidos brotes de H1N1 (resfrío común o influenza de temporada) instando a los gobiernos y la población comprar su antiviral de dudosa eficacia, es interesante ver este estudio donde participó el ministro de salud de Chile Jaime Mañalich donde concluyen que el antiviral disminuye las complicaciones, pero revisando el artículo no entiendo como concluyen eso (Más información sobre Tamiflu).

5) Mientras más cercana sea la cooperación entre médicos-personas, mientras las personas vayan mejorando el entendimiento de su organismo y como desarrollarlo, se aumentará la transparencia y la eficacia en la gestión de recursos y datos, que permitan mejorar la entendimiento, subsistencia y libertad de las personas.

Bueno pero más allá de toda la polémica sobre las vacunas, me gustaría hablar que normalmente los escépticos no deben ser tan quisquillosos en refutar “las conspiraciones de turno”, que en general es una labor trivial analizar, lo verdaderamente interesante es interiorizarse sobre esos temas y en mi experiencia uno descubre que en realidad existen fenómenos complejos, donde es más efectivo sembrar la duda razonable sobre ciertos temas con “un mito”, que invertir gran cantidad de tiempo y recursos tratando de racionalizar problemas recopilando datos, evidencias y tratar de explicar fenómenos que de otra forma serían insulsos para la opinión pública. Me a pasado cuando he investigado sobre el dinero, cambio climático, mercado financiero, alimentación, energía, transgénicos, etc. Uno puede lograr una “corazonada”, pero los temas son tan complejos que para una persona y su sesgo natural, que le resulta muy difícil divulgar sus descubrimientos.

Es decir si alguna vez escucha sobre Grupo Bilderberg este nos invita a interiorizarnos sobre la concentración de capital económico,  poder político y de los medios, los Bancos Centrales, nos invita a estudiar ese fenómeno y como afecta el desarrollo de nuestra sociedad, obviamente que es inverosímil que el Grupo Bilderberg exista, pero el fenómeno de concentración económica si existe. Así como existen incentivos económicos perversos, que favorecen ciertas actividades como guerras, terrorismo, contaminación, abuso laboral, etc. No quiero decir que la economía se base en un plan perverso, pero dadas ciertas condiciones es posible que en un ambiente complejo y dinámico como son los mercados, ciertos agentes en determinadas circunstancias se aprovechan su posición de poder político y económico, abusan del ambiente de cooperación que en general existe entre la gran mayoría de quienes participan de la economía y somos incapaces de entender y “castigar” sus acciones.

Lo mismo ocurre por ejemplo con los transgénicos, donde el daño al ser humano no está comprobado, pero si está comprobado que genera mutaciones y afecta a variedades de la misma especie (como cuando el maiz trasngénico contamina una variedad de maiz de una zona), como la “revolución verde” eficiente en rendimiento, fomenta la restricción a variedades menos resilientes a cambios climáticos, de alta demanda externa de energía y agua, con esta poca capacidad de adaptabilidad de la agroindustria es el gran problema que nos afecta hoy. Además la baja variedad en nuestra dieta industrializada, compuesta en mayor medida por maiz, soya y raps, que está altamente subsidiada y sufre el lock-in de multinacionales como Monsanto. Las economías de escala sus incentivos están por aumentar el volumen y disminuir los costos (ejemplo jarabe de maíz alto en fructosa), pero la dieta que necesitamos debe ser variada y eso sólo es posible generando una red de agricultores y distribuidores, que aproveche al máximo las ventajas comparativas de su zona y se puedan conectar de la forma más directamente posible con el consumidor, generando una relación eficaz, ágil y sustentable.

Así suma y sigue, las “Conspiraciones” de hoy, son la “Mitología” de la antigua Grecia, donde con pintorescas historias se trataba de invitar al común de las personas a interiorizarse y aprender sobre ciertos temas, nunca va a faltar el que las interpreta literalmente, pero eso es inevitable cuando se trabaja con la irracionalidad humana.

Principios Políticos y Económicos para el siglo XXI


Quiero resumir en un manifiesto los principios que debieran regir el modelo Políticos y Económicos del siglo XXI.

Principios de una política del siglo XXI
El modelo político-económico es sólo una herramienta, para buscar desarrollar el bienestar de las personas, no es un fin en sí mismo.
Un sistema político debe ser capaz de encauzar las evidencias de problemas sociales y en base a esta información priorizar su enfoque.
La democracia debe tender a una red descentralizada de cooperación entre los políticos y la sociedad, para desarrollar soluciones sociales de forma ágil, eficaz y sustentable.
El sistema político debe priorizar y deliberar en base a experiencias y datos, aprender de los errores y potenciar los aciertos sin sesgos ideológicos.
La Nación (red de interacciones de miembros de un país) se va planteando metas al declarar derechos avalados por el Estado, pero cada miembro está llamado a ejercer su soberanía en el día a día. Ese compromiso y responsabilidad, se plasman en el deber personal y social de desarrollar: la subsistencia, protección, afecto, entendimiento, participación, ocio, creación, identidad, libertad y trascendencia.

Principios de una economía del siglo XXI
La economía está para servir a las personas y no las personas para servir a la economía.
El desarrollo es acerca de las personas y no sobre cosas.
Crecimiento no es lo mismo que desarrollo y el desarrollo no necesariamente requiere de crecimiento.
No hay economía que sea posible en la ausencia de servicios de ecosistema.
La economía es un subsistema de un sistema mayor y finito: la biosfera.

Y el valor fundamental para sostener un modelo social debería ser, que ningún interés políticos ni económico, bajo ninguna circunstancia, puede estar por encima de la reverencia de la vida.

Antes ya he hablado de la importancia de definir Principios cuando se requiere la cooperación en un Proyecto Común. En vísperas de las próximas elecciones presidenciales en Chile, me gustaría compartir estas reflexiones, para tener en cuenta al momento de votar. Pues existen evidencias que cuestionan la validez del modelo económico y político que impera hoy en Chile, pero creo que ciertos líderes están difundiendo un mensaje muy superficial para implementar los cambios que buscan mejorar el modelo. Usted juzgue a que líderes me refiero y vote a consciencia.

Primero debemos revelarnos ante la falsa dualidad de Estado vs Mercado, cuando el modelo político-económico es en esencia un proceso de interacción sinérgica entre ambas entidades, cuya estructura fundamental es una red de cooperación entre personas, sin la aceptación y participación de todas las personas que integran una sociedad el Estado y Mercado no existen. El modelo se implementa a través de un marco regulatorio que es interpretado y aceptado por las personas, el cual idealmente está plasmado en el Estado de derecho.

Hoy en Chile el Estado está secuestrado por las cúpulas de partidos políticos y el Mercado está capturado detrás de grandes Grupos Económicos, ese es un problema grave en la democracia y el mercado en Chile, donde los incentivos políticos y económicos han favorecido esta asociación de “elites” que hoy de manera más evidente crean barreras artificiales, utilizando su concentración de poder político y económico,  que dificultan que se desarrolle el resto de la sociedad. No podemos satanizar al Estado y al Mercado intrínsecamente por esta situación, pues un sistema complejo como un país lo hemos construido todos como sociedad. La generación de nuestros padres, vivieron el recuerdo de las Guerras Mundiales, tienen el recuerdo de la pobreza en Chile a mediados de siglo pasado, creyeron en el neoliberalismo y vieron en el capitalismo una salida viable al comunismo en la época de la guerra fría (a pesar que dudo que entiendan los fundamentos de estos modelos políticos-económicos) o fueron amedrentados por el miedo sistemático impuesto en la Dictadura Militar para aceptar a regañadientes el modelo actual.

Siempre se debe tener presente y entender el flujo de la riqueza real:

En el libre mercado el poder radica en las personas, el dinero fluye a través de ellas y les da poder para retroalimentar al sistema, la concentración de poder económico no es una falla del sistema, es una condición de diseño, así como también el poder “latente” en las personas de aprovechar la colaboración y la transparencia para reasignar poder a agentes alternativos de cambio, no es necesario “luchar contra las élites” políticas y económicas cuando se degradan y corrompen.

Esto nos podría llevar a pensar ahora en el falso antagonismo de Socialismo vs Capitalismo, cuyos principios son distintos pero como resultado generan el mismo fenómeno. Por un lado el Socialismo a través de la concentración del poder político en el Estado, finalmente termina controlando también el Mercado, por otro lado el Capitalismo a través de la concentración de capital en el Mercado, finalmente a través del financiamiento de campañas y lobby logra influenciar y controlar la agenda política con lo que termina controlando también el Estado. Como resultado de esta concentración política-económica una pequeña “elite” termina controlando la Nación y debido a esa alta concentración de poder esa “elite” genera un proceso natural de degradación por su aislamiento (burbuja de poder), por competencias de ego y ambición de poder, se termina corrompiendo o simplemente su percepción  de la realidad sesgada por el poder, le hace imposible gestionar la complejidad creciente de una sociedad próspera y cambiante. Y esta burbuja concentradora de capital, con su estructura jerárquica también difunde su sesgo en sus gerentes y profesionales de primera línea.

El fundamento de una Nación son las personas, las fallas en el modelo político-económico se evidencian cuando las personas dentro de ese marco regulatorio son incapaces de desarrollar de forma ágil, eficaz y sustentable sus necesidades humanas fundamentales. No existen modelo político-económico exitosos, el desarrollo no es una meta es un proceso en que las personas van adaptando sus capacidades y habilidades  para construir su bienestar individual y social, en un entorno en constante cambio.

Hoy en día el marco regulatorio del modelo, por sí solo no es la única traba para que evolucione nuestra sociedad, también las personas más capacitadas (académicos, profesionales, técnicos y trabajadores con un oficio o rol productivo validado en el modelo actual) que integran nuestra sociedad están entrampadas en el modelo actual. Porque somos seres vivos que necesitamos adaptamos a nuestro entorno, somos en parte creadores de aquello que nos rodea, pero también nos acostumbramos a nuestro entorno. Esas personas requieren de incentivos para cambiar, no basta con la voluntad o la coacción de las masas disconformes, se requiere un proceso de inteligencia y acción colectiva. Un Mercado puede ser más justo, pero requiere de un esfuerzo social lograrlo.

Es posible plantear en el corto plazo un cambio estructural del marco regulatorio (cambios en la constitución, modelo educativo, modelo previsional, etc.), pero es reduccionista e ingenuo plantear en el corto plazo un cambio estructural en la sociedad, porque se requiere tiempo para que las personas se adapten a ese nuevo marco regulatorio.

Por eso los cambios del marco regulatorio deben tender a promover de forma eficaz, que la sociedad evolucione a un ambiente deseable. Un marco regulatorio que no respeta el proceso natural de evolución social, corre el riesgo de ser artificial y generar rechazo y peor aún legitima el statu quo, por muy deseable que sea necesidad de cambios y mejoras.

Los cambios sociales requieren de tiempo pues las personas necesitan de tiempo para adaptarse, una sociedad necesita seguir funcionando, no puede darse el lujo de detener su funcionamiento, para adaptarse a un cambio estructural radical de su marco regulatorio, pues una sociedad detenida genera un problema mucho más grave que cualquier falla en el modelo y es imposible en ese ambiente generado de urgencia e incertidumbre, la sociedad se adapte de manera adecuada a las nuevas circunstancias, a lo más tenderá a reodenarse manteniendo los mismo patrones de comportamiento anteriores, eso será un cambio superficial y muchas veces negativo.

Los cambios sociales generan anticuerpos cuando se trata de modificar el statu quo o lo que yo llamo “la inercia social”,  que nos arrastra a mantener nuestro comportamiento actual. Sólo cambiamos en situaciones de crisis o cuando existen incentivos y un clima que me motive a cambiar. El modelo actual a llevado a Chile a una crisis de escasez en ciertos elementos relevantes para algunos sectores de la sociedad como son la salud, el agua, educación, jubilación, etc.

Es clave entender la importancia del clima o ambiente en una sociedad, de como características sociales medidas de forma agregada, nos permiten entender como el clima social influencia nuestro comportamiento y como de la interacción entre los individuos emergen fenómenos particulares y generales.
Es muy distinto el comportamiento social en un clima de alegría, seguridad, orden, confianza, respeto, cooperación, etc. que en un ambiente de pesimismo, miedo, caos, desconfianza, abuso, competencia, etc.

El rol social que han tenido los medios masivos, en crear y modificar el clima social, es enorme. Es sólo ver como es capaz de influenciar a las personas la propaganda proselitista o la publicidad corporativa. Cuando existe una alta concentración en la propiedad de los medios, por parte de grupos económicos o del Estado, hay una alto riesgo de manipulación del clima social. En este contexto la innovación disruptiva generada por la aparición de Internet, ha empezado a competir con la influencia social de los medios masivos, donde se observa un cambio generacional. La diversidad de fuentes, la velocidad de propagación de la información, la memoria, democratización del acceso y participación han ido transformando el proceso de construcción social del clima social global. Nos desafía a crear valor con responsabilidad, creatividad y análisis crítico, dado que con la tecnología, el conocimientos y la información se ha transformado en un commodity con valor marginal tendiente a cero.

La sociedad es un sistema complejo, donde los fenómenos no pueden ser entendidos de manera reduccionista, sólo una visión holística, permite tratar de entender como evolucionan las sociedades. La academia recién está explorando el nuevo paradigma del enfoque holista, en esto la computación está jugando un rol especialmente importante. Necesitamos desarrollar más la estadística, el análisis de datos masivos, los algoritmos evolutivos, estudio de las redes, teoría de juegos, etc. para mejorar las ciencias sociología, historia, antropología, política y económicas.

Hasta la actualidad hemos sidos gobernados por élites en sociedades jerarquizadas, no por conspiraciones o planes malintencionados, sólo por incapacidad social de ponernos de acuerdo en las temas importantes.

 

Y ese constituye el desafío social del siglo XXI crear redes de cooperación que sean capaces de coordinar su capacidad cognitiva/tiempo, energía/materia y espacios, en un desarrollo ágil, eficaz y sustentable de sus necesidades humanas fundamentales.

Intervención Presidente Mujica en Río+20 2012


Aún si tuvieramos un presidente que se atreve a cuestionarse los problemas de fondo de nuestra sociedad actual, no basta. Para empoderarnos de nuestra vida y nuestro trabajo, necesitamos desarrollar aquellas motivaciones que hoy han sido atrofiadas por la instrucción al consumo y la competencia.

Arquitectura de sistema complejos


Esta charla de Juan Carlos Barroux sobre “Arquitectura de sistemas”, vista en eltestacido.
Me resultó muy interesante, por lo que me tomé el trabajo de llevarla al formato slidecast, sobre todo en la parte que habla de sistemas complejos, pues tiene mucha relación con los temas abordados en este blog.

Algunas frases que rescato de esta charla:

Slide 18: “La arquitectura se enmarca dentro de una cultura… por lo tanto representa una continuidad en la cultura y las obras de la sociedad u organización de la cual es fruto”

Me intriga la relación entre la cultura y la arquitectura y como la sociedad influencia aquello que construye, por ejemplo como en la antigüedad, sociedades fuertemente jerarquizada construyeron pirámides y como una sociedad actual cada vez más ágil, diversa y horizontal construye algo como internet.
Me pregunto que tan influyente fue, para Tim Berners-Lee la conciencia social, en el momento que consive el diseño de la arquitectura de una red distribuidad de comunicación universal.

Además recientemente he leído un artículo sobre la Ley de Conway, que que reafirma estas ideas, pues ésta ley plantea :

“la estructura de un producto refleja la estructura de la organización que lo diseñó.”

Me hace pensar, que quizás sin las redes de colaboración a través de Internet, nunca hubiera emergido algo como Wikipedia.

Seguir leyendo

P2P Education


Nunca me deja de sorprender, cuando alguien imagina una cosa y unos años después la ves implementada por otra persona.

Por ejemplo cuando Asimov imaginaba en el año 1988, como la computadoras e Internet cambiarían la educación:

Donde cada estudiante podría aprender de primera fuente, a su propio ritmo y donde todos pueden tener acceso a un computador:

O cuando yo me imaginaba en el año 2008 un sitio donde pudiéramos acelerar la etapa de presentación de contenidos, para ganar tiempo y utilizar las horas de clases para la asimilación y profundización de contenidos. Para motivar el aprendizaje colaborativo mediante el “tutoría entre pares” y desarrollando proyectos que aplicaran de forma práctica los conceptos aprendidos. Hoy me doy cuenta lo equivocado, pues es claro que el nicho de presentación escrita de contenidos ya lo tiene ganado Wikipedia y lo que faltaba es ampliar a otros medios como el vídeo  lo que ha pasado con los MOOCs de educación secundaria y universitaria.

Es así como llegan estas personas y le cuentan al mundo:

Lo que algunos soñaron, nosotros lo hemos hecho realidad, no estamos buscando lucro, no estamos buscando fama, sólo nos dimos cuenta que lo que hacemos, le sirve a los niños para que aprendan más y mejor, no sabemos bien por qué pasa eso, ni como pasa, sólo sabemos que pasa y eso nos motiva a compartirlo con el resto.

Seguir leyendo

Cultura basada en la desconfianza


El patrón Gurú – inercia social:

La principal causa de la aparición de un “gurú en algún tema” se debe a que debido a la inercia social, por alguna razón olvidamos o vamos en contra, de algún principio básico (obvio o de sentido común) desarrollado en la conciencia de nuestra sociedad.

En este caso es cosa que aparezca un “gurú de la negociación”, que nos diga:

  • Competir ( que corresponde a la estrategia de defraudar sistemáticamente ), genera un clima de desconfianza en el largo plazo.
  • Para colaborar con otras personas necesitamos desarrollar “habilidades blandas” ( para colaborar con otras personas necesitamos desarrollar habilidades y tener experiencias sociales, por algo vivimos en sociedad )

Es así como muchos “gurús” escriben libros, dicta cursos, etc.  Pero la clave no está en admirar, estudiar o seguir la “genialidad” de pensar “fuera de la caja” (salir de la inercia social), pues esta actitud debiera ser un hábito común y no sólo un caso excepcional, que cada cierto tiempo, cuando sentimos que la sociedad se desarrolla en contra de algún principio básico, en ese momento necesitamos cuestionar a nuestros maestros.

La clave está en entender que elementos de nuestra inercia social nos llevan ir en contra de algún principio fundamental, para poder ser capaces de desarrollar elementos sinérgicos capaces de encauzar el rumbo de nuestra sociedad, en un rumbo acorde con nuestros principios.

Muchos sueñan con el “golpe de timón” de una revolución dirigida por gurús, pero la realidad es que somos todos como sociedad, los responsables del rumbo que tomemos y es menos traumático, desarrollar re-evoluciones dirigidas por nuestra conciencia.

Enlaces de Interés:

Collaboration Is Risky. Now, Get on with It.
La desconfianza y su impacto nocivo