Política Basada en Evidencia


Política Basada en Evidencia (PBE)

Artículo modificado del originalmente publicado en Blog de FCI.

Ley de Transparencia y Gobierno Abierto

Ley 20.285 publicada en 2008, sobre Acceso a la Información Pública o “Ley de Transparencia” son leyes que nacen en un contexto de extender los derechos de libertad de expresión que están reconocidos en la Carta de Derechos Humanos. La ley habla no sólo del derecho de expresión, sino también accesoriamente señala el acceso a la información, como una herramienta fundamental para poder canalizar esa libertad de expresión.

En 2012 se presenta oficialmente el Instructivo Presidencial N° 005 sobre Gobierno Abierto, establece que los órganos del Estado deberán, de manera proactiva, poner a disposición de la ciudadanía la mayor cantidad posible de información y datos factibles de ser publicados, en formatos que permitan su reutilización. De este modo, se busca impulsar la colaboración de la ciudadanía en el diseño y control de las políticas públicas, la transparencia de los gobiernos, la entrega de mejores servicios y la innovación.

Datos, información e inteligencia

La información es un conjunto organizado de datos procesados, los datos en bruto de por sí tiene una utilidad limitada, sin embargo, cuando los datos se colectan y procesan en una forma inteligible, se convierte en información de gran utilidad. Información para tomar decisiones, pero cuando se relaciona con otra información sobre un entorno común y se considera a la luz de la experiencia pasada, da lugar a una nueva comprensión de la información, que puede denominarse “inteligencia”. La base del proceso que produce la inteligencia se construye analizando relaciones o comparando la información con otra información o una base de datos y lograr sacar conclusiones.

Reproducibilidad computacional y la era de una sociedad guiada por datos

Teniendo clara la importancia del acceso a la información y como esta se relaciona con los datos, es posible desarrollar el debate informado en la sociedad, el cual dependerá cada vez más de nuestra capacidad de comunicar información basada en datos. Y para que esta comunicación sea un diálogo verdaderamente eficaz, es necesario que los argumentos presentados sobre la base de datos, puedan ser deconstruidos, analizados, refutados o ampliados por otros. Dado que estos argumentos en la práctica a menudo dependen fundamentalmente de la ejecución de código (si una hoja de cálculo o un programa adecuado), significa que realmente necesitamos herramientas para comunicarse de manera efectiva, con narrativas que combinan código, los datos y la interpretación de los resultados.

(Peng 2011)-Reproducibility Spectrum

(Peng 2011)-Reproducibility Spectrum

La figura anterior de (Peng, 2011) muestra los niveles de reproducibilidad en las publicaciones científicas, mismo estándar podría aplicarse a las reformas políticas.

¿Qué son las evidencias?

Son resultados de experimentos y/o observaciones objetivas, verificables y reproducibles de la realidad, que permiten validar o refutar una idea. En general los datos brutos son considerados evidencia, una vez que son interpretados de una forma que reflejan la veracidad de una idea.

Política basada en la evidencia (PBE) el siguiente paso

En la primera década del siglo XXI, algunos países Europeos como España, tienen el desafío de mejorar el crecimiento económico y la productividad, lo cual requiere introducir reformas en algunas de las instituciones del Estado del bienestar. La renovación del Estado del bienestar plantea dificultades técnicas y políticas, pero la mayor dificultad consiste en resolver ambas simultáneamente ya que los procedimientos técnicos y democráticos discurren por cauces separados y tienen objetivos distintos. El análisis económico busca soluciones óptimas que difícilmente serán socialmente realizables. Los procedimientos democráticos buscan soluciones de compromiso, que difícilmente serán económicamente óptimas. Cualquier reforma social innovadora, sin una base experimental validada socialmente, levanta profundas incertidumbres sobre sus consecuencias a mediano y largo plazo.

En Chile por otro lado, presenta la misma problemática de equilibrar el crecimiento económico con el bienestar de las personas, pero ambos factores son opuestos a la situación Europea, pues en Chile se tiene el marco legislativo de un modelo económico liberal, que ha priorizado el crecimiento económico por sobre el bienestar de las personas. Esta situación se presenta como una gran oportunidad pues Chile puede aprender de los problemas que ya existen en Europa y viceversa, si realmente se adopta un análisis sistemático de las evidencias de los problemas en ambos casos y limita los sesgos asociados al enfrentamiento entre “élites” con ideologías políticas e intereses económicos antagonistas, que generan hoy un ambiente de hostilidad y escasa colaboración.

Es de alta prioridad que la ciudadanía se mantenga al margen de la llamada “lucha de ideas e intereses” y adopte un actitud reconciliadora y constructiva, que permita sintetizar y ampliar lo mejor del Estado del Bienestar y la Economía de Libre Mercado.

Es claro, las sociedades hoy se enfrentan a problemas sociales complejos, cuya solución no está entrampada en el plano ideológico o el modelo económico, está entrampada en la metodología política actual, sumida en una competencia antagonista, que hoy no permite que las ideas y modelos evolucionen en base a las evidencias que son posibles de recopilar del mundo real.

Para enfrentar estas incertidumbres se propone la política basada en la evidencia (PBE). En vez de buscar políticas óptimas, el marco de análisis de la PBE propone la búsqueda sistemática de políticas públicas robustas. Los procedimientos de la PBE permiten elaborar, mediante el consenso político fundado en la evaluación empírica, propuestas técnicamente correctas y políticamente aceptables para cualquier futuro plausible.

(Parejà, 2006)

(Parejà, 2006)

La Figura 3 (Parejà, 2006) presenta el proceso característico de la política basada en la evidencia (PBE). Con el fin de ordenar el proceso en una secuencia lógica podemos dividir el proceso de elaboración de una PBE en tres fases: diseño de la propuesta de reforma, contraste empírico del proyecto, y evaluación (Davies, 2004). En la Figura 3 se puede apreciar, que lo característico de la PBE es que las tres fases, que constituyen la esencia del algoritmo científico, se insertan dentro del proceso político tradicional. En ningún caso lo sustituyen. El algoritmo científico tiene como finalidad esencial el aprendizaje a partir del contraste con la realidad. Sólo añade calidad al proceso de diseño institucional.

Casos reales de análisis basado en evidencia para reformas realizadas en Chile

Dos casos interesantes y recientes de reformas a la legislación chilena, donde sería deseable la aplicación de la PBE, son la Reforma Tributaria y la Propuesta de Reforma del Código de Aguas.

El caso de la Reforma Tributario, fue interesante el análisis basado en datos hecho por Leo Soto, pues se da cuenta de la importancia que una reforma sea transparente a la ciudadanía, debe ir documentada claramente con supuestos, cálculos y datos, luego trata de realizar un análisis con la información públicamente disponible y finalmente desarrolla un simulador de impuestos, donde muestra la diferencia aproximada de la situación antes y después de la reforma.

Lamentablemente luego de todas las modificaciones hechas en el Senado, se requeriría invertir mucho tiempo, para adaptar el análisis y la simulación hecha por Leo Soto, a las condiciones finales con que fue promulgada la reforma. Esta misma dificultad de traducir las modificaciones finales en un código simple y claro, son indicios de una reforma de diseño pobre, ofuscada y ambigua, que difícilmente permita que se evalúe en el futuro, la efectividad de los cambios que se hicieron.

En un próximo artículo se verá el caso de la Reforma del Código de Aguas, se analizará la información empírica previa, enfocándose principalmente en el problema de gestión de los derechos de agua en la Provincia de Petorca.

Referencias

¿Es posible que el precio del petroleo sea manipulable?



Recomendable reproducir Velocidad 2, en opciones vídeo.

Este es el primero de una serie de videos donde trataré de explicar algunos fenómenos económicos que he ido descubriendo en mi intento de desarrollar una Economía fundamentada en un libre mercado cooperativo. El mundo que nos rodea ha cambiado significativamente en los últimos 20 años.

De acuerdo al World Energy Resources 2013 Survey, los siguientes son las principales elementos que han modificado la oferta de energía y uso:

  1. Fuerte aumento en el precio del petróleo a partir de 2001 después de 15 años de los precios del petróleo moderados
  2. Crisis financiera y el lento crecimiento económico con la reducción drástica del consumo de energía en grandes economías (Europa y Asia)
  3. Shale Oil y Gas en América del Norte
  4. Fukushima accidente nuclear La inestable situación política en la energía países de Oriente Medio y Norte de suministro África, “La primavera árabe”
  5. Falta de acuerdo global sobre la mitigación del cambio climático
  6. Colapso de los precios de bonos CO2 en el Sistema Europeo de Comercio de Emisiones
  7. Crecimiento exponencial de las energías renovables, en particular en Europa debido a los generosos subsidios para productores que pueden convertirse en un problema en lugar de una oportunidad u despliegue de tecnologías “inteligentes”
  8. Potencial de eficiencia energética que aún permanecen sin explotar
  9. Creciente preocupación pública sobre los nuevos proyectos de infraestructura, incluyendo proyectos de energía y su impacto en el proceso de toma de decisiones políticas

De acuerdo a lo visto en el vídeo los únicos elementos capaces de explicar  aumentos y caídas bruscas en el precio del petróleo son:

  1. El aumento explosivo del consumo de China a partir del 2003.
  2. La sustitución explosiva de las importaciones de petróleo  de USA a partir del 2010, por producción interna de Shale Oil.

Algunas Reflexiones:

De acuerdo a cuadro de INFORME DE POLÍTICA MONETARIA DICIEMBRE 2014, del Banco Central:

“…El menor precio del petróleo tiene efectos relevantes en las perspectivas de actividad e inflación. Un descenso del precio del petróleo implica menores costos para los hogares y empresas, aumentado su ingreso disponible y dando un impulso a la actividad y demanda para el grueso de la economía mundial que es importadora neta de crudo…”

Pero si revisamos los datos es posible detectar que existen agentes económicos capaces de concentrar la capacidad de manipular el precio del petróleo, es una amenaza grave a la Libre Competencia del Mercado Global, pues el uso intensivo de energía es uno de los pilares de nuestra economía y afecta de manera directa la inflación y valor de las divisas. Aquellos grandes agentes que son capaces de manipular el precio del petróleo, puede adoptar estrategias agresivas en el Mercado Financiero y más aún en el Mercado de Derivados, generando ganancias excesivas de forma fraudulenta en eventos puntuales, en desmedro de la mayoría de los agentes carentes de la información privilegiada de los movimientos económicos globales. Más adelante voy a hablar de como esta misma concentración de poder económico se da en la definición de las tasas de política monetaria y emisión de divisas. Para finalmente si se relacionan estas dos variables con el efecto del precio del petroleo en la inflación, es posible detectar la no aleatoriedad de  los ciclos económicos globales.

Caso hipotético que la FED suba la tasa como ya lo ha planteado y las empresas de productoras de petroleo de USA (altamente concentrada en pocos grandes agentes) se coordinen para bajar la producción interna eso rápidamente tendría un impacto en el precio del petroleo y el dolar, serían los ingredientes precisos para “desencadenar” la próxima mega crisis global, por el aumento costos e inflación, de las economías locales ajenas a estos movimientos.

Otros puntos de vista interesantes:

Sigue leyendo